18 de mayo de 2016

papá y mamá querían algo mejor
y gritaban después de cenar
alzando de tal modo su voz
que acallaban el vocerío insoportable de personajes televisivos
que bien podrían haberles llamado para una actuación
yo lloraba entre las sábanas
envenenada de odio y autocompasión
sin agallas para salir al salón
a decirles que no, que no y que no
y romper de una vez por todas la puta televisión
y su asquerosa animadversión a todo lo jodidamente débil como yo

No hay comentarios: